“Camina lento, no te apresures,

que a donde tienes que llegar es a ti mismo”

(Ortega y Gasset)

Compartimos hoy un artículo realizado por uno de nuestros socios, José Tarrazó Durá, publicado el sábado 8 de octubre en el Periòdic d’Ontinyent, dentro de la sección denominada «Delante del espejo», con unas interesantes reflexiones acerca de la equidad y la ética.

 

«La llave del cambio es vivir el presente con equidad. Pero, parece que se divisa un panorama un tanto decrépito, con unos nubarrones que no sé de qué vienen cargados: si de escasez para unos o de más riquezas para otros…

Ahora más que nunca los políticos tienen la oportunidad de crear un nuevo orden social, cultural, económico, pero, de equidad, de convivencia entre los humanos, de coherencia y justicia: la rentabilidad ética en bien de todos. Si esto no se produce, una vez más el fracaso habrá perpetuado la decadencia que es como una pandemia global…

La situación que estamos pasando de crisis nos invita a convertir lo que vivimos en oportunidad para aprender de los errores. Tanto error es repetirlo como permitir que se cometa siendo indiferente.

¿Por qué las crisis también son oportunidad? Si solo vivimos la rutina no nos esforzamos en experimentar, en cuestionarse uno mismo, en generar dudas que nos hagan crecer gracias a discernir los pensamientos en el corazón. Un buen inicio es: “Despertar no es cambiar quien eres, sino ir descartando quien no eres” (Deppak Chopra)

Las buenas personas reducen donde hay exceso para añadir donde escasea, sopesan y actúan con equidad: de las semillas que se esparzan en la situación actual dependerá el futuro de un porvenir del mañana. Vivir el presente con ética nos conduce a crear nuevas formas de vivir y estar en una sociedad axial, formas, que no son como las que estamos viviendo ahora, pues hace muchas décadas que llevamos el paso cambiado…

Yo digo que esta etapa, como otras, son crisis convulsivas, tanto en lo personal como en lo colectivo. Pero, quiero añadir algo más, que en lo geológico también se hacen sentir con sus ajustes o desajustes, en un Planeta vivo que hace millones de años ya han ocurrido, dejando su imprenta en los continentes con el movimiento teutónico que está presente en los estratos terrestres.

No te preocupes por los acontecimientos de los demás; preocúpate por tus propias carencias de buenas actitudes. Son muchos los individuos que se preocupan con demasía del estatus y rango de los demás, pero no se preocupan de ordenar sus neuronas para vivir la felicidad de ellas mismas; y esto sería crear un ordenamiento de prioridades profundas que son la base de su propio crecimiento. ¡Y la verdad es que todos estamos llamados a crear un silogismo o simbiosis de valores, en los cuales nos relacionemos con la más profunda sencillez y siempre con la verdad por delante, sin tabúes, que son cortinas de humo para impedirnos ver los problemas reales, sin extrañezas ni mentiras disfrazadas de palabrerías!

Existe una sociedad piramidal de tecnócratas, de organizaciones que están dedicadas a exprimir todo lo posible a los más menesterosos; llámense multinacionales, mafias, grandes laboratorios de productos químicos, armamentísticos, … que se hallan en la cúspide de la pirámide, y estos son los que mueven los hilos de un capitalismo de dudosa equidad; bancos, Estados, sociedades secretas y otros.

¿Quién controla los grandes beneficios económicos de estas sociedades? ¿Quién hace la vista gorda y mira para otro lado?

Ni los gobiernos llamados capitalistas, ni los de otros signos, bien sean liberales o los llamados de izquierdas, han puesto remedio a estos males, que al fin y al cabo todos quieren el poder a no importa qué precio; y el poder sin un servicio a la ciudadanía es un fracaso estrepitoso. Prueba de ello es la debacle actual, que no es más que la prolongación de una tercera contienda mundial…

Las riquezas y los honores son como nubes pasajeras que no significan nada y nos privan de la felicidad. Las personas ejemplares son de talento equilibrado, de mente clara; los individuos mezquinos son irritables, ocupando puestos de responsabilidad y, por su prepotencia, son los que ponen piedras en el camino, los que gastan del presupuesto colectivo sin ton ni son…»

Vivir el presente con equidad

13/10/2022|Comentarios desactivados en Vivir el presente con equidad

“Camina lento, no te apresures, que a donde tienes que llegar es a ti mismo” (Ortega y Gasset) Compartimos hoy un artículo realizado por uno de nuestros socios, José Tarrazó Durá, publicado el sábado 8

Ecología… o respeto a la Madre Naturaleza

25/08/2022|Comentarios desactivados en Ecología… o respeto a la Madre Naturaleza

¿Qué cuestiones se pueden plantear para que el ser humano aprenda a vivir en armonía con la Madre Naturaleza?, en armonía con nuestro Planeta, con nuestro Universo, o sea, con toda la creación. Entendemos que

La necesidad social de la Ética

15/05/2022|Comentarios desactivados en La necesidad social de la Ética

La gran mayoría de los seres humanos, en esencia, somos bondad y amor. Pero, los tiempos nos piden aplomo, y cuidar más que nunca hasta el pensamiento, de lo contrario nos dejamos llevar y somos